¿Por qué una vez al mes?

Del escritorio del Dr. Boyce

 

¿POR QUÉ UNA VEZ AL MES?

 

 

Hay un mito extendido que dice: “una vez que vas al quiropráctico, tendrás que ir por el resto de tu vida”. Por supuesto, esto no es cierto. (Es curioso como nunca escuchamos esto de los dentistas, quienes también promueven el cuidado preventivo).

 

Así y todo, tenemos muchos pacientes que optaron por venir a vernos regular y periódicamente.  A veces mensualmente. A veces semanalmente. A veces algo en el medio.

 

¿Cómo puede ser? Cada individuo tiene sus propias razones, pero hay algunas que son más comunes:

 

Conciencia corporal – Luego de recibir cuidado quiropráctico y recordar cómo se siente lo “normal”, muchos pacientes pueden darse cuenta cuando están un poco fuera de eso y hacen visitas a nuestra práctica como una parte normal de su vida.

 

Mantenerse bien – Nuestros pacientes de una vez al mes a menudo reportan que casi nunca se resfrían o engripan como otros normalmente hacen. Sus hijos rara vez  se enferman y parecen más saludables que sus compañeros de juego.

 

Prevención – La detección temprana y corrección de pequeños problemas, suele ayudar a evitar la necesidad de lidiar con problemas más complicados (y costosos) en el futuro.

 

Estrés – Cada uno de nosotros está expuesto a diferentes cantidades de estrés físico, químico o emocional. El cuidado regular puede ayudar a reducir el impacto que esos episodios tienen en nuestra columna y en nuestra salud en general.

 

Gravedad – El mayor y más ignorado estrés es el constante peso de la gravedad. Eventualmente, la gravedad gana, pero muchos sabiamente eligen luchar esa batalla con cuidado quiropráctico regular.

 

¿Podría algún tipo de cuidado quiropráctico regular ayudarte a estar en óptimas condiciones? De ser así, ¿cuán frecuentes serían tus visitas? ¡Pregunta en tu próxima visita!

 

 

 

 

 

 

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *